CryptoMKT-bancos-criptoactivos-chile

Tras el cierre repentino de las cuentas bancarias de las plataformas de cambio con criptoactivos CryptoMKT y Buda (anteriormente SurBTC), una batalla legal puso en relieve los prejuicios que rodean al sector bancario de Chile en la adopción de estas nuevas tecnologías.

El proceso iniciado en marzo culminó con la orden del Tribunal de Defensa de la Libre Competencia (TDLC) de reabrir las cuentas de los servicios en tres instituciones bancarias (BancoEstado, Itaú y Scotiabank) junto a la necesidad de mirar más de cerca lo que parecía ser una relación cooperativa entre los bancos chilenos y las plataformas que operan con criptomonedas.

Para aclarar esta nueva -y tensa- situación, Martín Jofré, co-fundador y CTO de CryptoMKT, reveló en una entrevista exclusiva los detalles tras esta reciente cruzada , donde quedó patente la necesidad de reconquistar espacios que, a todas luces, se veían seguros para la evolución del sistema bancario y financiero con criptomonedas.

 

¿Cómo valora la relación de la banca chilena con la tecnología blockchain y de criptomonedas?

 

Tenemos un problema estructural como país. Existe mucho desconocimiento de la tecnología blockchain y de criptomonedas. Hoy la banca y el Estado están al debe en cuanto a innovación económica, lo que genera vacíos legales y abuso por parte de los bancos en el manejo de la relación con estas nuevas tecnologías. A diferencia de otros países, en Chile la banca, sin estar facultada para ello, ha intentado definir unilateralmente ese vacío estructural, frenando el desarrollo y la apertura de nuevos mercados como el nuestro. Esta situación es inédita a nivel mundial.

 

¿Cómo describiría la relación de CryptoMKT con entidades bancarias desde el inicio de sus operaciones?

 

Nuestra relación con nuestros usuarios y la banca siempre fue excelente, no sólo por la fluidez de nuestra comunicación, sino también porque hemos sido extremadamente proactivos en informar acerca de todos nuestros procesos. Incluso, ante la posibilidad de cierre de nuestras cuentas, fuimos los primeros en poner a disposición los informes financieros y operacionales con total transparencia. Creemos en el valor de la innovación y defendemos nuestra actividad desde la transparencia absoluta y el compromiso irrestricto con los procesos regulatorios de la actividad económica en cada país donde operamos.

 

¿Cuál o cuáles motivos podrían haber tras la censura de los bancos hacia las criptomonedas en Chile? ¿Es solo desinformación o han sido expresadas razones de otra índole?

 

A nuestro modo de ver, existen dos grandes motivos. El primero y principal, es que representamos, cada vez más, una competencia para los bancos. CryptoMarket presta servicios de cierta forma similares a los suyos, pero de un modo más eficiente y con menores costos.

Un segundo probable motivo es la desinformación. Aun cuando sabemos que existen bancos, como ScotiaBank, que están muy cercanos a blockchain y las criptomonedas, muchos otros se sienten amenazados por nuestra presencia en el mercado sin entender bien de qué tratan estas tecnologías, como Banco del Estado. Por lo mismo, hemos tratado de ser bastante pedagógicos en abrir la conversación para que nuestros usuarios manejen las ventajas y desventajas de esta nueva economía, y también lo pueda hacer la banca, el Estado y la opinión pública en general.

Creemos en la colaboración virtuosa entre distintas entidades pero también sabemos que es una pulsión natural de las instituciones tradicionales temer a lo que no entienden. Vemos esta crisis como una oportunidad para dar a conocer estas nuevas tecnologías y avanzar como país en la modernización tecnológica de nuestra economía.

 

¿Cómo ha sido la reacción de autoridades financieras hacia la situación que enfrentan tanto CryptoMKT como Buda actualmente?

 

Desde CryptoMarket hemos estado en constante acercamiento con instituciones gubernamentales como la UAF, SII, Banco Central, CMF, SBIF y ministerios, entre otros. Lamentablemente algunos de estos agentes han preferido mantenerse al margen de la discusión argumentando que está fuera de su alcance.

Nuestro interés ha sido permanentemente dialogar con los distintos actores que nos permitan acercarnos a algo similar a la ley FINTECH que tiene México, por ejemplo.

 

¿Conservan cuentas en otros bancos en el país? Si es así, ¿han exigido algún requisito especial para operar con su plataforma?

 

Ante la contingencia en Chile, del cierre unilateral y arbitrario de las cuentas a empresas de innovación digital económica por parte de la banca, el escenario es objetivo: no existe ni una plataforma que mantenga el día de hoy alguna cuenta abierta con un banco en Chile. Nuestra lectura es que la banca se siente amenazada ante lo que desconoce, que es la innovación en la economía por parte de decenas de emprendedores chilenos, que estamos haciendo esfuerzos por modernizar los procesos y las instituciones económicas en nuestro país.  Esta situación en particular no afecta en forma alguna nuestros mercados en Argentina, España y Brasil.

 

¿Qué opina de la posición del Ministro de Hacienda, Felipe Larraín, sobre la necesidad de una mayor regulación para lograr la adopción de criptoactivos?

 

Este punto es muy relevante. Hoy, la Constitución de Chile asegura a toda persona el derecho de ejercer libremente una actividad económica, y por lo mismo, tenemos convicción acerca de estar contribuyendo al sistema económico desde la más completa legalidad, aún cuando no exista una norma específica que nos regule.

Ahora bien, lo anterior no obsta que como sociedad tomemos la decisión de dar, por vía legal, ciertas certezas que entreguen tranquilidad a los usuarios y a las instituciones, para que todos puedan operar de forma libre, segura y con confianza. Si es así, sin dudas aportaremos de forma proactiva y propositiva.

 

¿Cuáles serán las siguientes acciones a tomar por CryptoMKT para enfrentar el cierre de sus cuentas además de la batalla judicial? ¿Qué pueden esperar sus usuarios mientras tanto?

 

Estamos trabajando con abogados expertos para presentar una demanda ante el Tribunal de Libre Competencia, dado que esto claramente es un problema de impedir que un potencial competidor crezca. Estamos al mismo tiempo en tramitación de un recurso legal que presentamos ante la Corte de Apelaciones de Santiago, para exigir que los bancos nos abran las cuentas. En particular, nuestro proceso es contra el banco Scotiabank.

Nuestros usuarios pueden estar seguros que estamos actuando de manera transparente y proba. Son nuestro principal interés, y que no les quepa duda, que siempre responderemos a ellos primero.

 

Las declaraciones de Scotiabank recalcan la necesidad de que las empresas justifiquen sus ingresos, especialmente si son grandes cantidades. Si ya cumplen con las normas para operar en Chile, ¿podría existir algún requisito que excluya a las plataformas de comercio con criptoactivos en las regulaciones bancarias existentes?

 

En primer lugar, es necesario despejar que las regulaciones bancarias no nos son aplicables, si no más bien las generales o “supletorias”. Dicho esto, no existe hoy un requisito legal o establecido que excluya a plataformas de comercio como la nuestra. El problema es, como mencionamos anteriormente, el vacío de regulación y la claridad de una contraparte o institución que ampare y regule estos procesos. Hoy Scotiabank argumenta la falta de información por parte nuestra y la supuesta falta de justificación de ingresos. Queremos aclarar enérgicamente que eso no es real, así lo demuestra la información que hemos entregado periódicamente a Unidad de Análisis Financieros, siempre en el espíritu de cumplir la norma existente y elevar los estándares de transparencia del negocio más allá incluso de la regulación base.

 

¿Cómo compara la el estatus regulatorio en otros países donde existen plataformas similares a CryptoMKT?  

Un ejemplo es la regulación mexicana, la cual a través de la Ley Fintech regula las criptomonedas, liderando el área al determinar las bases regulatorias para que las empresas puedan desarrollar sus actividades y permitir nuevos emprendimientos. Hay que tener presente que el proceso es extremadamente largo, por lo que pensar en pausar la innovación hasta que exista la regulación es un planteamiento que puede ser extremadamente grave para Chile.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here